Abejaruco europeo, merops apiaster

Significado esotérico y espiritual del abejaruco

Nombre común en:
Alemán: Bienenfresser
Catalán: Abellarol
Español: Abejaruco europeo
Euskera: Erlatxori
Francés: Guêpier d'Europe
Gallego: Abellaruco común
Inglés: European Bee-eter
Italiano: Gruccione
Portugués: Abelharuco-comum

Abejarucos
Abejaruco común
El abejaruco europeo, abejaruco común o merops apiaster es un ave del orden de los coraciformes de la familia meropidae perteneciente al género merops. El abejaruco europeo es una ave muy vistosa por sus vivos colores, uno de los más llamativos de las aves europeas, y su elegante y acrobático vuelo, cazando insectos en vuelo sobre la marcha. Es, con diferencia, el abejaruco más difundido y el único que no tiene la parte superior toda verde. Sus colores azulados en la parte inferior, pardo amarillentos en la parte superior, en el cuello amarillo y por su pico alargado y curvo es una ave inconfundible. Los adultos presentan una pluma especialmente larga en el centro de la cola y unos colores más vivos. El canto del abejaruco europeo es algo monótono, pero a la vez muy melodioso y sonoro, podemos calificarlos de muy ruidosos declarándose al instante, ya que no paran de cantar tanto en vuelo como posados. Se le suele ver a menudo posado sobre ramas, cañas e hilos telefónicos y volando en bandadas pequeñas, fáciles de localizar, ya que son bastante ruidosas. Por su preferencia por las abejas es frecuente verlo rondando instalaciones de apicultura y colmenas junto a campos de frutales. El abejaruco europeo frecuenta terrenos semidesérticos, estepas con zonas arboladas no muy espesas o con árboles ocasionales, en las que pueda encontrar grietas en suelos no demasiado compactos para poder construir sus nidos. Ya que es una especie gregaria, suelen nidificar en colonias. El abejaruco europeo se reproduce en toda España excepto en la cornisa Cantábrica y Galicia, es fácil de ver en el mes de abril procedentes de África, donde pasan el invierno. Suelen construir sus nidos en taludes de tierra o arena, donde excava un túnel con una pequeña cámara donde deposita los huevos. Es el único de los abejarucos que no tiene toda la cabeza verde, por lo que es muy fácil de distinguir del resto. En el otoño regresan a África abandonando nuestro país. Es una ave fácil de fotografiar durante su estancia en España. A la hora de cazar suele utilizar casi siempre los mismos posaderos para quitarle el aguijón a las abejas o preparar otras presas quitándole las alas para comérselas, golpeándolas contra la rama que está posado. Si nos apostamos, convenientemente camuflados, en las cercanías, no será difícil tomar fotografías, consiguiendo imágenes interesantes, ya que suelen tener un posadero preferido para esta actividad. Longitud 27-29 centímetros y una envergadura 44-49 centímetros y un peso de 44-78 gramos.
Català